Willy, en primer término, y Nahuel junto a Jesús Álvaro, celebran el tanto del extremeño. | CCF

 

El partido ha sido muy diferente al disputado por el Córdoba CF en la temporada, desde el primer minuto de juego ha presentando una presión alta para llegar lo antes posible a la meta local. El primer gol es obra de Miguel de las Cuevas en un despeje fallido del meta Williams, que recupera el alicantino y lanza para batir la meta de la Balona (1-0). Este tanto da tranquilidad a los de Germán Crespo, que siguen buscando ampliar el resultado, cosa que consiguen en el minuto 26 con una buena jugada por la izquierda, tras la recuperación de Miguel de las Cuevas a centro de Nahuel y gran remate de Willy para poner el 0-2. El tercero llega en el minuto 33, obra de Luismi, que demuestra una vez más que tiene olfato de gol y su buen hacer dentro del área. En el 36, Alberto del Moral, envía el balón en profundidad a la espalda de la defensa y Miguel de las Cuevas, mostrando de nuevo su calidad y su gran estado de forma se planta solo ante el meta Williams y con una perfecta vaselina pone el 0-4. Se llega al final de la primera mitad con claro dominio del Córdoba CF, dejando atrás una primera parte para recordar. La afición linense abrocó a sus jugadores cuando se dirigían a la caseta, al no entender el abultado resultado con el que se iban a descansar.

A la vuelta de vestuarios, teniendo en cuenta la diferencia en el marcador, se ha presentado con un buen dominio de balón por parte cordobesista, defendiendo el resultado a base de posesión del esférico y llegando en ocasiones a las inmediaciones de Williams. Aprovechando un balón perdido en el interior del área, tras un saque de esquina, en el 58’ lo aprovecha Djetei para poner el 0-5. De ahí hasta el final fue un partido sin mordiente local y con un Córdoba CF quería más, aunque se conformó con ese amplio resultado (0-5) con el que se llegaría al final del encuentro.

Un partido que da mucho para pensar, si se hubieran jugado todos los partidos con esta intensidad, con esta actitud y con estas ganas, ya que la calidad ha sido la misma. En esos partidos está claro que ha faltado lo que hoy ha existido, además del acierto de cara a la meta contraria. Ahora a esperar lo que ocurra en la próxima y última jornada, donde se juega todo.

Nuestro compañero Álvaro Vega, informa en @laligaennumeros que el Córdoba CF no ha marcado nunca cuatro goles de visitante antes de llegar al descanso en sus 67 años de historia y añade los resultados del equipo blanquiverde con cinco goles de diferencia en estos partidos: —1955/56: 0-5 vs Don Benito (Promo 2ª) —1993/94: 1-6 vs Estepona (2ªB) —1998/99: 0-5 vs Moralo (2ªB) —2005/06: 0-5 vs Díter Zafra (2ªB) —2020/21: 0-5 vs B. Linense (2ªB).

Balompédica Linense 0-5 Córdoba CF

Balompédica Linense: Williams, Nacho, Carrasco, Fabricio, Víctor Mena, Coulibaly, Masllorens (Loren 46’), Chiro (Alcalde, 57’), Alomerovic (Huertas, 64’), Iván Martín (Koroma, 57’) y Pito Camacho (Javi, 82’).

Córdoba CF: Edu Frías, Álex Robles (Farrando, 46’), Djetei, Xavi Molina, Jesús Álvaro (Berto, 69’), Alberto (Traoré, 64’), Javi Flores (Mario Ortiz, 69’), Luismi, Miguel de las Cuevas, Nahuel (Moutinho, 73’) y Willy.

Goles: 0-1 (6’), Miguel de las Cuevas. 0-2 (26’), Willy. 0-3 (33’), Luismi. 0-4 (35’), Miguel de las Cuevas. 0-5 (59’), Djetei.

Árbitro: Campos Salinas (Comité Murciano). Amonestó al local Masllorens y al visitante Alex Robles.

Incidencias: Partido correspondiente a la 5ª jornada de la segunda fase de Segunda División B, Grupo IV, disputado en el Estadio Municipal de La Línea de la Concepción, con 400 espectadores en las gradas.

Al final del encuentro, Germán Crespo, habló para los medios de comunicación.

 

El entrenador de La Real Balompédica Linense, Antonio Calderón, atendió a los medios.

 

Actuación del colegiado Campos Salinas

Excelente actuación del árbitro murciano, Juan Antonio Campos Salinas, en un partido jugado con poca intensidad y en donde uno de los dos equipos no presentó dificultades.

Se encontró con un partido fácil debido también a la claridad del marcador y donde enseguida cada equipo mostró lo que quería del partido. Con ausencia total de jugadas con polémicas dejó seguir y procuró cortarlo lo suficiente para dar dinamismo al juego.

Amonestó solo a dos jugadores, uno por equipo, y donde sin ser injustas dicha amonestaciones creo que si las jugadas se hubieran presentado en la segunda parte y con el marcador totalmente claro a favor del Córdoba tal vez esas amonestaciones no se hubieran producido.

Bien ayudado por sus asistentes, conformaron un buen equipo.