golsur.com
Pablo Alfaro al término de la rueda de prensa. | golsur.com

 

El técnico maño ha estado comentando la actualidad del Córdoba CF. Estamos ante el segundo partido en el que se enfrenta a la Real Balompédica Linense, uno de los fuertes rivales de esta segunda fase para estar en la Primera RFEF. El partido será el domingo a las 17:00 horas en El Arcángel en el que tendrán acceso 400 espectadores.

Dada la importancia del encuentro ante la Balona “nos estamos acostumbrando a jugar finales y nuestro objetivo es que los puntos se queden en Córdoba”, dijo Pablo Alfaro. Los dos equipos son muy similares y se apreciará la igualdad sobre el terreno de juego. El conjunto blanquiverde tiene una ocasión excepcional para dejar atrás al Linense y colocarse en la segunda posición de la tabla y depender de ellos mismos hasta el final de esta segunda fase.

Para este partido no podrá contar con el concurso de Djetei al tener que cumplir un encuentro de sanción por acumulación de amonestaciones. Recupera a Djak Traoré, pero todavía sigue sin poder convocar a Alberto del Moral por lesión, de la que se está recuperando.

Dijo de Antonio Calderón, técnico de la Balompédica Linense que “conoce bien la categoría”, añadió “su equipo se adapta bien a las circunstancias. Es un rival que tiene buenos números”. El último enfrentamiento que disputaron Córdoba y la Balona se remonta al pasado mes de octubre. Fue un amistoso en el que el equipo blanquiverde derrotaba al gaditano por 0-1 en las instalaciones deportivas del Hotel Montecastillo. Se le preguntó si el Córdoba CF del próximo domingo se parecerá en algo al que jugó el partido de pretemporada en Jerez,  Córdoba-Linense- a lo que Pablo Alfaro señaló “siempre es bueno afrontar el partido con una referencia positiva aunque no sea muy cercana. Los partidos amistosos tienen sus matices, los de competición tienen otro, la tensión y la presión es diferente. Si el equipo es capaz de mantener las mismas sensaciones y el mismo resultado estaríamos encantados”.

No quiere dedicar ningún tiempo a valorar a cualquier otro equipo, su preocupación está centrada en lo que haga el Córdoba CF y el único objetivo que se plantea el técnico es “estar entre los dos primeros”.

Pablo Alfaro presenta cada semana una sorpresa en la alineación, la pasada jornada en Las Palmas -frente al Tamaraceite- fue la inclusión en el once inicial de Moussa Sidibé para jugar por la banda derecha a pierna cambiada. El técnico apuntó bromeando que “a lo mejor la sorpresa es que no hay sorpresa”, lo importante es que el rival de turno no sepa quiénes van a jugar, aunque se conozcan a los ocho o nueve jugadores que forman la base del equipo.