Comenzó el Córdoba CF con un triunfo ante el Recreativo Granada la segunda vuelta de la competición. Los blanquiverdes prolongan su buena racha lejos de casa, sumando ya cinco jornadas consecutivas sin conocer la derrota a domicilio, en las que ha sumado 11 de los 15 puntos disputados. Pero los cordobesistas no brillaron en ningún momento del partido ante el farolillo rojo de la tabla y lo mejor del envite son las dos acciones en las que primero Javi Flores, y después De las Cuevas, lograron batir a Unai para poner tierra de por medio en el marcador y lograr lo verdaderamente importante para conseguir el objetivo. Si ganar es lo importante, el Córdoba dio en Los Cármenes una prueba de practicidad. La plasticidad tendrá que esperar y si no llega y se cumple el objetivo final, tampoco se echará en falta.

El conjunto nazarí comenzó mostrando sus urgencias por conseguir puntuar y quiso hacerse con el control del duelo ante un Córdoba timorato en el inicio, que no acertaba a imponer su ritmo ante el colista. Incluso el Granada se mostró más incisivo con Migue García y Mario en los costados y el debutante Nuha como referencia, pero Becerra no pasó por apuros. De hecho, la ocasión de mayor peligro llegó cerca de la media hora en un contragolpe que inició Becerra con su saque sobre De las Cuevas que tras conducir unos metros habilitó a Zelu, pero el Unai se empleó a fondo para despejar el disparo de Zelu.

Pero la respuesta de los locales no se hizo esperar y en un cambio de rientación de Migue García de izquierdas a derechas, Mario, sólo en el segundo palo, no acertó a rematar con la dirección adecuada. El Córdoba, con el debutante Garrido en un tono muy gris y con muy poco protagonismo con balón, y Javi Flores tirado sobre el costado izquierdo, adoleció de construcción y posesión.

Tras el descanso, Agné optó por dejar a Garrido en el vestuario y dar entrada a Chus Herrero, el defensor mostró más control de balón, pero tampoco ayudó a la creación. El cuadro local salió casi desmelenado y tuvo un par de ocasiones para haber puesto el marcador en franquía. Primero un testarazo de Nuha, flojo y prácticamente a las manos de Becerra; y de inmediato, un balón que se paseó por la línea de gol tras una jugada entre Isi y Mario, que Nuha no cazó por muy poco pegado al poste.

El Granada no supo aprovechar su momento y el Córdoba, apenas lo tuvo, disparó a matar. A la hora de juego, un centro desde la derecha de Fernández lo cabeceó Javi Flores al fondo de la red, prácticamente por la escuadra. De inmediato pudo sentenciar el cuadro cordobesista, pero De las Cuevas no acertó en un balón servido por Javi Flores. La respuesta local también fue inmediata. El nazarí Rubén se escapó por la derecha y obligó a Isaac Becerra a intervenir con acierto tanto en su remate inicial como en el posterior rechace, realizando dos paradas que salvaron el empate.

El Granada quemó sus últimos cartuchos con la entrada de Viedma y Echu, pero sus incursiones no crearon mayor peligro a un Córdoba que a tres minutos del final sentenció el duelo. De las Cuevas fue más listo que nadie y tras recibir de Fran Gómez avanzó unos metros para disparar desde varios metros antes de la frontal para sorprender a Unai y dejar el duelo visto para sentencia.

Recreativo Granada 0-2 Córdoba
Recreativo Granada: Unai; Alberto López, Héctor (Viedma, 79′), Migue García, Rubén, Isi Gómez, Nuha Marong, Sebban (Echu, 79′), Montoro, Mario (Cayo, 65′) y Pepe.
Córdoba: Isaac Becerra; Fernández, Xavi Molina, Djetei, Jesús Álvaro, Luis Garrido (Chus Herrero, 46′), Imanol García, Zelu (Fran Gómez, 68′), De las Cuevas, Javi Flores y Owusu (Vera, 85′).
Árbitro: Sánchez Martínez (murciano). Amonestó a los locales Rubén, Mario y Alberto López y al visitante Fernández.
Goles: 0-1 (60′) Javi Flores. 0-2 (87′) De las Cuevas.
Incidencias: Encuentro correspondiente a la 20ª jornada en el Grupo IV de Segunda División B disputado en el Nuevo Los Cármenes.