Guillem Erill en acción en su última carrera con la Kawasaki Ninja 600.

El Deza-Box 77 Racing Team volverá al Mundial de Superbike con Guillem Erill, dentro de la categoría de Supersport 300, en la primera cita de la clase esta temporada, en Motorland Aragón.

Guillem Erill ha rodado en muy buenos tiempos durante toda la temporada con su Kawasaki Ninja 400, además de tener un debut espectacular la pasada semana con la Kawasaki Ninja 600, aunque es consciente que el gran objetivo sigue siendo Supersport 300 esta temporada. “Estoy muy ilusionado. De nuevo en un mundial. Después de la experiencia del pasado año, esta temporada vamos a intentar hacer varias pruebas y voy supermotivado ya que además este es el escenario de mi primera victoria en el Campeonato de España. Deseando comenzar” declaraba el piloto catalán.

Este año el formato del Mundial de Supersport 300 cambiará, ya que la inscripción ha aumentado hasta los 52 pilotos, que contará con 2 grupos de entrenamientos y habrá que estar muy atentos para clasificarse, además de tener en cuenta la climatología que se prevé cambiante. El jueves comenzará la actividad en el paddock, con varios eventos, así como las verificaciones técnicas. El viernes tendrán lugar dos entrenamientos libres, El sábado uno más y la superpole para intentar conseguir un tiempo para la parrilla definitiva. El sábado por la tarde la carrera para optar a la parrilla sin haberla conseguido en los cronos. El domingo el warm up y la carrera donde Guillem Erill espera estar y hacer un buen papel.

Por otro lado, los más pequeños también tendrán competición con la segunda carrera del andaluz de minivelocidad en Málaga, donde a Nano Calahorro se le unirán los hermanos Baños y Christian que hará su primera exhibición con su minimoto.

El equipo llegará con un nuevo patrocinador, 2ingenio, empresa madrileña a la vanguardia tecnológica, especializada en el diseño y fabricación de equipos y sistemas electrónicos para sectores tan exigentes como el de la energía, militar, ferroviario y aeroespacial.